Inicio Violaciones Día Mundial contra la Trata de Personas: la esclavitud en sus diferentes...

Día Mundial contra la Trata de Personas: la esclavitud en sus diferentes formas

El 90% de las víctimas de trata de personas son mujeres y niñas, la mayoría sometidas a explotación sexual.

En el Día Mundial contra la Trata de Personas, APRAMP (Asociación para la Prevención, Reinserción y Atención a la Mujer Prostituida) busca dar a conocer todas las formas de trata y confrontar a la sociedad con una realidad que se invisibiliza y de la que aseguran que «es cómplice, consciente o inconscientemente, al no contribuir a su erradicación«.

La trata de seres humanos es un problema mundial que afecta a todos los países alrededor del mundo, con independencia de las circunstancias sociales, políticas o económicas que los compongan. Es la nueva cara de la esclavitud, atenta contra los derechos humanos, violando el derecho a la vida, a la integridad física y psíquica, a la seguridad y a la libertad, así como a la dignidad de la persona.

«En este día de visibilización queremos alzar la voz sobre las diferentes formas de la trata», explica Rocío Mora, Directora de APRAMP. «Las víctimas nos demandan y necesitan certezas, seguridad y opciones. El no actuar, el mirar hacia otro lado, el cruzarse de brazos… implica el inmovilismo, el no avanzar… y también, ser cómplice con la esclavitud».

La ley integral, una asignatura pendiente

Tanto en el Convenio Europeo contra la Trata de Seres Humanos como en el ordenamiento jurídico español -en la Ley de Extranjería- se reconocen los derechos de las víctimas de trata. Pero, según APRAMP, «aún es necesario seguir avanzando hacia una Ley Integral de Protección y Atención a las Víctimas de Trata que incorpore un enfoque de derechos humanos y una clara perspectiva de género y de infancia»

«Aunque los partidos políticos se han hecho eco de esta petición y se contempla su aprobación en el Pacto de Estado contra la Violencia de Género, adoptado a finales del año 2017 pero sin ser aprobada al día de hoy, se debe seguir trabajando para que la ley sea una realidad clara en la que apoyarse», afirman.

En consecuencia, la Red Española contra la trata ha advertido en diversas ocasiones que el abordaje de la trata de personas en España no es integral, puesto que no se abordan todas las formas de explotación, no se aplican unos estándares mínimos de protección y atención a las víctimas en las distintas comunidades autónomas y algunas de las formas de explotación continúan estando invisibilizadas.

«Además, se trata de un negocio con escasos riesgos, ya que es muy difícil probar el delito, las condenas suelen ser muy escasas y la corrupción es una aliada para los explotadores en muchos países», explica Rocío Mora. «El miedo a las autoridades y el desconocimiento de la lengua y del funcionamiento del país de destino por parte de las personas tratadas –normalmente sin documentación de residencia en regla- facilita el abuso y también asegura su silencio».

A todas estas causas se une la falta de conciencia de las sociedades de los países de origen sobre los riesgos que entraña la emigración y de los países de destino sobre la situación de explotación existente.

Concienciación social

Existe un gran desconocimiento de la realidad que esconde la expresión «trata de personas»: comercio de seres humanos en sus diferentes formas. A través de campañas de concienciación es posible, en primer lugar, hacer comprender que aún «existe la esclavitud» y quiénes suelen ser las víctimas. Ya que «si el nivel de concienciación social se eleva existirá una mayor preocupación social que se traducirá en un mayor interés por responder al problema y atender a las víctimas».

«Desde APRAMP nos comprometemos a liderar la sensibilización y concienciación a la sociedad en general y la incidencia en las políticas públicas a todos los niveles para que reconozca la trata de seres humanos y la explotación como una vulneración de los derechos humanos fundamentales, garantizando la prevención, protección y persecución del delito», asegura Rocío Mora. Y agrega: «Construir una sociedad libre de violencia y explotación donde las personas recuperen la libertad y la dignidad, esa es nuestra razón de ser».

Si tienes sospechas de estar ante un caso de trata de personas puedes llamar al: 609 58 94 79, las 24 h, los 365 días al año. Es un servicio de emergencia y asistencia permanente a víctimas de trata de seres humanos de APRAMP.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here